Saltar al contenido principal

Ciudadela Panorama se fortalece con apoyo del MIDUVI

Diana Campoverde, de 23 años,  es una madre soltera que tiene tres hijos menores de edad; dos de ellos tienen serios problemas de discapacidad. Se trata de dos mellizos de 3 años que tienen parálisis cerebral infantil, además sufren de hidrocefalia y síndrome de huesos,  enfermedades que les produce falta de coordinación en músculos y extremidades, así como problemas en el habla y la audición.

Diana lamenta que el padre de sus hijos nunca se responsabilizó por su hogar; situación que le obliga a buscarse los medios para mantener a sus hijos, a pesar de los escasos recursos económicos que tiene, pero sobretodo de la falta de tiempo para poder trabajar ya que sus hijos dependen totalmente de ella.

Junto a Diana está Jessica Martínez, otra joven madre que tiene un hijo con el 85% de discapacidad. Jessica también es madre soltera cuyo hijo sufre de microcefalia crónica y gastritis severa; las mismas que se originaron por una falla congénita a causa de la exposición a sustancias nocivas durante la etapa fetal.

Tanto la familia de Diana como la de Jessica son parte del “Plan Habitacional Panorama”, ubicado en Durán. Aquí habitan otras 29 familias cuyos miembros padecen algún tipo de discapacidad. Este proyecto fue construido en el 2010 con el apoyo decidido del Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda (MIDUVI), a través del programa Manuela Espejo que trabaja por el bienestar de las personas con capacidades especiales y que son de escasos recursos económicos.

El pasado martes, el principal del MIDUVI, Pedro Jaramillo, acudió a este lugar con el propósito de dar seguimiento a las condiciones habitacionales de las 31 familias que componen este plan de vivienda.

En Panorama, los moradores recibieron afectuosamente al Ministro Jaramillo, pues se mostraron agradecidos por contar con una casa propia que, desde hace tres años, les brinda dignidad y seguridad a todas las familias. La mayoría de los beneficiarios de este programa son madres solteras cuyos hijos e hijas tienen altos porcentajes  de discapacidad tanto física como intelectual, lo que provoca que no puedan despegarse de sus hijos para poder trabajar; por ello, contar con una vivienda propia, les representa un alivio importante a pesar de las dificultades.

El Ministro Pedro Jaramillo dialogó con los moradores y conoció de cerca las condiciones sociales a las que se enfrentan los habitantes de Panorama, por esta razón estuvo acompañado por el personal técnico del MIDUVI para atender las necesidades de hábitat; así como por los técnicos de la Vicepresidencia de la República, quienes siguen de cerca las necesidades sociales de este sector.

Además, el Ministro Jaramillo estableció que se harán los estudios técnicos correspondientes para construir 40 viviendas nuevas para personas con discapacidad. Estas viviendas se las construirá de acuerdo a la lista de personas calificadas que al momento tiene el programa Manuela Espejo.

Por otra parte, la alegría de los moradores no se hizo esperar una vez que se encargó a la Coordinación Zonal 5 del MIDUVI para que ejecute obras complementarias en Panorama, tales como un parque central, pavimentación de los accesos principales, construcción de camineras, entre otras obras que beneficiarán a esta comunidad.

Roberto Gómez es otro habitante de este sector que hace un año también accedió a una vivienda del MIDUVI. Roberto tiene 64 años y sufre de poliomielitis desde que era niño. Antes de habitar en este programa de vivienda, cuenta que se alojaba en una casa de caña que pertenecía a un familiar suyo, ubicada en una zona de riesgo y de alta delincuencia. Roberto también señaló que la antigua casa no tenía ninguno de los beneficios de su vivienda actual; pues ahora cuenta con dos cuartos, un baño adecuado, sala, comedor y cocina, sin olvidar todos los servicios básicos que posee.

“La ciudadela era abandonada, nadie nos ayudaba nada. Antes uno no podía ni salir a respirar porque si no nos apuñalaban”, recuerda Roberto, sentado en su silla de ruedas mientras narra la historia de su vida en la antigua casa.  Finalmente, Roberto, mediante un acto de fe, agradece a Dios por su nueva morada y el barrio que le tocó vivir ya que todos los vecinos se apoyan unos a otros. Además, se siente correspondido por el Gobierno Nacional y el MIDUVI, pues manifiesta que este Gobierno es el único que lo ha ayudado.

Al momento, los técnicos de esta Cartera de Estado trabajan en el levantamiento de información y el desarrollo de la implementación de las nuevas viviendas y obras complementarias propuestas por el Ministro Jaramillo.